Cada vez vamos aumentando la esperanza de vida y con ello crece el interés de envejecer de la mejor forma posible. Es evidente, que poco a poco nuestro cuerpo va degradándose y sabemos que es imposible evitar este deterioro que ocasiona el paso del tiempo. Es esencial conocer algunos de los cambios que provoca la vejez para tomar acciones que nos ayuden a hacerlo de la mejor forma posible.
Algunos de los cambios externos más evidentes afecta a nuestra piel. Estos cambios conllevan una pérdida de elasticidad y agua intracelular. Suele ir acompañada de una diminución de la producción de ácido hialurónico y colágeno. También observamos cambios en la piel y uñas, órganos sensoriales y un evidente deterioro del sistema músculo-esquelético que afecta nuestra composición corporal. Hay una pérdida de masa ósea y disminuye notablemente el volumen fibrilar de nuestros músculos. Las articulaciones también se ven afectadas volviéndose más rígidas y ocasionando una pérdida de flexibilidad.
Conociendo algunos de estos cambios podemos conseguir que este deterioro sea menor. Un buen aliado en esta batalla puede ser tener un óptimo estado nutricional. Para conseguirlo, no pueden faltar en nuestra mesa alimentos ricos en vitaminas antienvejecimiento como son las Vitamina A, C y E. Estas vitaminas previenen el envejecimiento celular y las podemos encontrar en varios alimentos como zanahorias, perejil, espinacas, mango, pimiento, brócoli y aceites vegetales. Es evidente que alargar la vida de cada célula es alargar la vida de nuestro organismo. Tampoco nos podemos olvidar de tomar alimentos ricos en calcio y vitamina D. Estos minerales nos permitirán mantener en buen estado nuestros huesos, alimentos como los lácteos, bebidas vegetales enriquecidas, ciruelas secas, brócoli y perejil nos aportarán importantes cantidades.
Otro punto clave, es realizar una ingesta suficiente de agua. Es normal que con la edad, disminuya el estímulo de la sed, pero no disminuye la importancia de seguir una correcta hidratación para mantener una piel bonita. La persona que asegura una ingesta de un litro y medio de agua, caldos vegetales e infusiones está realizando una de las mejores acciones para mantener la juventud orgánica.
Actualmente también hay complementos nutricionales que nos sirven de gran ayuda. Estos complementos, junto a una correcta alimentación mantendrán nuestro cuerpo vital y mejorarán nuestra condición fisca. Uno de los productos más completo que podemos encontrar es el Rs7. Es un producto que cuida nuestras articulaciones, regenera tejidos, cartílagos, tendones y mejora el aspecto de nuestra piel, cabello y uñas. Además contiene harpagofito para disminuir el dolor y nos ayuda a mejorar lesiones deportivas. Es un producto indicado para personas de edad avanzada o personas jóvenes que realizan actividades deportivas. Hay que tener en cuenta, que con la actual fiebre por practicar deportes de alta intensidad también generamos un mayor deterioro articular y mayor oxidación corporal que aceleran nuestro envejecimiento.
En conclusión, está en nuestras manos mejorar las condiciones para batallar contra los síntomas del envejecimiento. Sin olvidar que envejecer es parte de la vida y debemos aceptar estos cambios con positivismo.


Mercè Porret Balañá, Dietista-Nutricionista